fbpx
toxina botulinica palma de mallorca

Toxina botulínica Palma de Mallorca

El tratamiento rejuvenecedor con la toxina botulínica está en la clínica de Medicina estética, Tabatha.

¿Por qué tu mejor opción para las arrugas faciales es utilizar la toxina botulínica?

Botox en la Clínica de Medicina Estética Tabatha

En la clínica de medicina estética, Tabatha, ubicada en Palma de Mallorca, tienes a tu disposición el tratamiento que detiene el paso del tiempo, realizado por la médica especializada en medicina estética, Carina Leiva.

Medica de la clínica de Medicina estética, Tabatha

El botox, es una neurotoxina que la produce una bacteria llamada, Clostridium botulinum.

Aunque es una toxina, esta no produce envenenamiento porque se utiliza en dosis muy pequeñas y débiles para el tratamiento de reducción y eliminación temporal de las arrugas faciales.

La toxina botulínica tiene la capacidad de inmovilizar o producir la parálisis muscular por lo menos por 6 a 24 meses sin producir ninguna lesión física en las estructuras nerviosas.

Esta “bondad” es aprovechada por el campo de la medicina estética para bloquear e inmovilizar las contracciones musculares del tercio superior de la cara, donde más se acentúan las líneas de expresión.

¿En que consiste el tratamiento con Botox?

Este tratamiento consiste en la infiltración de la toxina botulínica a través de microinyecciones en determinados puntos de la zona a tratar.

Es un tratamiento de corta duración que le permite al paciente incorporarse de inmediato a sus actividades diarias.

Es posible que el médico primero haga señalizaciones con lápiz blanco en el área donde va a realizar el procedimiento.

También, se frota una crema anestésica en el área para adormecerla. Luego, procederá con la técnica de inyección del Botox en determinados músculos faciales.

Este tratamiento se realiza en un consultorio médico especializado en medicina estética, es esta figura profesional quien va a utilizar la aguja delgada para inyectar pequeñas cantidades de toxina botulínica en la piel o los músculos.

Recomendaciones para el Botox en la Clínica de Medicina Estética Tabatha

En la clínica le damos a nuestros pacientes las siguientes recomendaciones a tener en cuenta antes de realizarse un tratamiento con la Toxina Botulínica.

Está contraindicado para las personas que cumplen alguno de los siguientes criterios:

  • Personas en embarazo o lactancia.
  • Personas con esperanzas irreales ante los resultados o que tengan problemas de salud emocional.
  • En pacientes con problemas en la piel cerca del área de inyección.
  • Casos de enfermedad neuromuscular
  • Coagulopatías
  • Cuando él o la paciente necesita utilizar toda la gama de expresiones faciales.
  • Cuando el paciente usa medicamentos tales como aminoglucósidos (potenciadores de la toxina botulínica tipo A), aspirina o AINES (antiinflamatorios no esteroideos), que aumentan el riesgo de hemorragia.
  • Es necesario que informes a tu médico sobre tu historia clínica y sobre cualquier medicamento recetado, vitamina y suplemento herbario que tomes.
  • El consumo de alcohol 24 horas antes del tratamiento incrementa el enrojecimiento y la aparición de moretones en la piel.

Beneficios del Botox

Muchas personas afirman que las arrugas les aporta una apariencia permanente de cansancio, mal humor y de más edad de la que verdaderamente tienen.

De ahí que su principal beneficio sea la eliminación temporal de las arrugas dinámicas del tercio superior de la cara: patas de gallo, entrecejo y frente.

las infiltraciones de Botox estiran la piel y reducen las arrugas porque relajan al músculo, eliminando la flacidez y las arrugas de la piel sin necesidad de cirugía, de ahí que, este procedimiento también se llame “lifting liquido”.

La toxina botulínica hace posible que no se vean las arrugas que se generan en la frente, el entrecejo y las patas de gallo, logrando mantener la expresión natural del rostro.

Otro beneficio del Botox es que resulta efectivo para prevenir que la arruga se convierta en surco y por tanto detener de forma temporal el paso del tiempo es posible.

Sin duda, el Botox es la mejor solución para un aspecto saludable y juvenil.

Decálogo de la toxina botulínica

1. La toxina botulínica o «bótox» mejora arrugas de expresión. Es el tratamiento ideal para mejorar las arrugas de expresión, como el entrecejo, las patas de gallo y las arrugas de la frente. Suavizamos expresiones para no mostrar la tensión acumulada. La pérdida de volumen, la calidad de la piel y la flaccidez deben tratarse con otras técnicas dermatológicas.

2. La toxina botulínica es segura. En más del 50% de los casos se usa para fines médicos, como tratamiento de migrañas, sudoración excesiva, tics, estrabismo, etc. Su uso seguro en niño hace que el tratamiento sea muy utilizado en la edad pediátrica para mejorar movimientos musculares anormales.

3. Cuidado con la dosis. Para conseguir resultados naturales y dejar expresión al paciente se deben usar dosis adecuadas de toxina. Los músculos deben relajarse, no paralizarse con dosis demasiado altas. Por otro lado, dosis excesivamente bajas pueden dar duraciones de efecto demasiado cortas.

4. La toxina botulínica previene arrugas. Tiene un efecto preventivo sobre el envejecimiento al «educar» la musculatura facial.

5. Cada paciente es distinto. No todos los pacientes requieren la misma técnica de inyección. La distinta anatomía de cada paciente hace que para conseguir resultados naturales los sitios de inyección y la dosis deben ajustarse en cada caso. La técnica de inyección en hombres y mujeres es totalmente diferente. Por ejemplo, la forma de la ceja de la mujer, en «ala de gaviota», es totalmente diferente a la forma de la ceja masculina, que es recta y más próxima al párpado.

6. Existe necesidad de repetir el tratamiento. Recomendamos repetir el tratamiento cada 4-6 meses y es conveniente anticiparse al fin del efecto.

7. Se ha de hacer un abordaje facial global. La cara debe tratarse de una forma global para conseguir resultados naturales. Por ello es conveniente tratar la cara completa, para relajar los músculos «depresores» de la expresión facial.

8. La toxina botulínica puede hacernos sentir mejor. Inyectada de forma adecuada reduce los gestos de preocupación y tristeza. Se ha demostrado que este efecto sobre nuestra expresión facial mejora nuestro estado de ánimo. Es decir, que nos sentimos mejor porque nos vemos mejor.

9. Los malos resultados se deben a una mala técnica. La toxina botulínica es como un bisturí: se pueden conseguir resultados buenos o malos en función de la técnica. Cuando los resultados son grotescos, la causa es una mala utilización de la toxina.

10. Menos, es más. Los resultados discretos de la toxina botulínica son los más elegantes. Si alguien te pregunta «¿qué te has hecho?», cambia de médico. El objetivo es que todo el mundo te note mejor cara sin saber que te has puesto la toxina.

EnglishFrenchGermanItalianPortugueseSpanish
Abrir chat
1
¿Cómo podemos ayudarte hoy?
Hola, ¿Cómo podemos ayudarte hoy?